#UnmajeEditaMaje | Jóvenes desafiando la crisis

Gema Gutiérrez y José Carlos Gallo, dos jóvenes que emprendieron un negocio desafiando la crisis en Nicaragua.

A pesar de la crisis que vive Nicaragua desde el mes de abril, muchos jóvenes no han abandona el sueño de emprender un negocio; tal es el caso de Gema Gutiérrez y José Carlos Gallo.

En febrero de este año, esta joven pareja decidió inaugurar su negocio Bubble Waffle Factory. La primera idea que tenían era un bar, buscaron recetas de alitas, cotizaron los precios de otros productos, pero se dieron cuenta que eran muy elevados; así que el negocio tomó un rumbo más dulce.

•  Recetas en microondas ¡fáciles y deliciosas!

Gema y José Carlos son originarios de Nagarote. Foto: cortesía Facebook / Maje

“Comenzamos a hacer las mezclas de pancake, después conseguimos una waflera con el molde de las burbujas. Hicimos las pruebas en Nagarote, de donde somos originarios y comenzamos a venderlos en una heladería, la aceptación de la gente fue buena”, comentó Gema.

Se arriesgaron

En enero y febrero de este año comenzaron a conseguir los recursos para hacer la inversión. El negocio se inauguró contiguo al edificio Pellas, carretera a Masaya, Managua.

•  #UnmajeEditaMaje | El panorama del empleo juvenil ante la crisis en Nicaragua

Los productos que ofrecen. Foto: Melvin Vargas / Maje

“Los inicios como en todo negocio fueron duros, la aceptación del producto no fue tan rápida, pero en menos de un mes ya los clientes comenzaron a llegar”, narró Gema.

Los efectos de la crisis

Cuando inició la crisis sociopolítica en el mes de abril, ellos se preocuparon mucho, las ventas fueron disminuyendo poco a poco.

•  #UnmajeEditaMaje | La “fuga de cerebros” que ha vivido Nicaragua

Dos veces intentaron meterse al negocio para saquearlo, “pero gracias a Dios no se llevaron nada”, comentó la joven. Ante esta situación decidieron cerrar el negocio.

Tres personas trabajan en este emprendimiento. Foto: cortesía Facebook / Maje

“Ya no teníamos ingresos, cerramos con el dolor de tanto tiempo de trabajo y con varios clientes ganados”, recordó Gema. Así pasaron varios meses, con la inversión que habían hecho en pausa y con el sueño de tener un negocio cada vez mes lejano al ver que la situación del país no mejoraba.

Un segundo intento

Con mucha incertidumbre pero con el deseo de trabajar, Gema y José Carlos decidieron “darle vida al negocio” otra vez, con una inversión más pequeña.

•  Las granadinas que endulzan las purísimas de Nicaragua

Foto: Melvin Vargas / Maje

“Conseguimos un apoyo para volver a operar. En noviembre comenzamos a realizar todas las gestiones, aprovechando que los alquileres estaban a bajo precio”, expresó Gema.

“Sentimos que donde estamos ubicados ahora (por el Club Terraza) hay mayor seguridad. Volvimos a poner el negocio confiando en Dios y en las personas que ayudan a los pequeños emprendimientos, porque todos los nicaragüenses nos tenemos que apoyar”, añadió.

•  Apoyo nica, emprendedores desde las redes sociales

Las redes sociales han sido de mucha importancia para ofrecer sus productos. Foto: Melvin Vargas / Maje

Cuando publicaron en redes sociales que iban a estar atendiendo nuevamente, varias personas les dejaron comentarios positivos, estos los motiva a seguir con el negocio.

El 30 de noviembre estaba previsto la reinauguración, pero sufrieron algunos contratiempos, se dañó un aire acondicionado y no tenían suficiente producto. Esto no los desmotivó y al día siguiente comenzaron a atender.

•  Lady Vulgaraza, de los videos a vender cajetas

Ofrecen diferentes productos a sus clientes. Foto: Melvin Vargas / Maje

Varios de sus antiguos clientes llegaron ese fin de semana. Gema considera que la aceptación fue muy buena.

Su propio jefe

José Carlos estudió Economía en la Universidad Centroamericana (UCA) y Gema Administración de Empresas. José Carlos confesó que cuando era estudiante tenía el sueño tener un negocio y ser su propio jefe.

Jose Carlos. Foto: Melvin Vargas / Maje

Bubble Waffle Factory ha sido un desafió enorme para esta joven pareja. Un familiar que tiene experiencia en administración de empresas les ayuda. Actualmente en el negocio trabajan tres personas, pero más adelante y dependiendo la situación del país, José Carlos considera que pueden llegar a trabajar hasta 6 personas.

•  Antonio Ramírez: “La fotografía es mi forma de protestar”

El menú es amplio, además de los waffles sencillos y rellenos, ahora ofrecen waffles salados con cobertura de pizza, malteadas, café entre otros productos.

El mensaje a otros emprendedores es: 

“Aunque estemos en crisis la gente siempre te apoya, confiamos en Dios y en nuestros clientes que nos irá mejor”, concluyó José Carlos.

Notas Relacionadas

Nicaragüenses exiliados en Costa Rica se reúnen para protestar contra el gobierno de Ortega

Este domingo un grupo de nicaragüense exiliados en Costa Rica, se reunieron en San José para protestar contra el gobierno de Daniel Ortega y Rosari...

#UnmajeEditaMaje | Ceshia Ubau: "He tenido que reinventarme como artista"

La joven artista Ceshia Ubau estaba empezando su carrera musical en Nicaragua cuando iniciaron las protestas en el país, así que se vio obligada a ...