Kysha López, la mujer transgénero acusada de financiar los tranques

La mujer transgénero Kysha López es acusada de financiar los tranques en Diriamba. En la cárcel ha sufrido discriminación por su orientación sexual.

Es originaria de Diriamba, cuando de trabajar se trata para ella no existen “peros” y se caracteriza por ser sociable. Nació como Richard Sebastián López, pero optó por ser una mujer transgénero e identificarse como Kysha Cristelia López.

Kysha López es una de las tres mujeres transgéneros que han sido arrestadas en el contexto de las protestas en Nicaragua. Ella es acusada de financiar los tranques en Diriamba.

• Victoria Obando, la trans acusada por protestar

Kysha López lleva 11 años vistiendo como mujer. Foto: Cortesía / Maje

Esta mujer de 29 años no ha escapado de la discriminación por su identidad de género, en la cárcel no ha sido la excepción. Más bien, en las celdas de la Dirección de Auxilio Judicial (El Chipote) y el Sistema Penitenciario La Modelo ha recibido amenazas de violación, ha sido manoseada y ha tenido inconvenientes con un reo homofóbico.

“Una mujer trabajadora”

Aprendió a trabajar cuando apenas tenía siete años, vendía verduras en diferentes mercados, en ocasiones limpiaba casas ajenas, lavaba y planchaba ropa para ayudar con los gastos en su hogar.

• La vida de una mujer trans en una cárcel para hombres

Kysha López ha sido una “mujer trabajadora” describe su hermana Tania Raquel Sánchez.

“Ella se hacía amiga de las señoras para las que trabajaba y le enseñaron a vender productos de belleza; le decían que comprara ropa usada para que iniciara un negocio”.

Cuando le pregunté a Tania cómo recordaba su infancia junto a Kysha sonrió y dijo que siempre fue alegre, “me sacaba a todos lados, me llevaba a comer, íbamos al parque y comprábamos ropa”.

• El calvario que viven los padres de los presos políticos

Tania Sánchez, hermana de Kysha López. Foto: Bismarck Picado / Maje

Durante su adolescencia sufrió bullying en el colegio por su orientación sexual; aunque todo aumentó cuando a los 18 años Kysha decidió cambiar su aspecto físico.

“Se depilaba, se colocaba rubor, brillo, maquillaje y se empezó a vestir como mujer”, recuerda Tania. 

• La carta de Victoria Obando desde la cárcel

Cuando se celebraban reuniones familiares Kysha solía tomar distancia, aunque nunca se alejaba de Tania, ambas son muy unidas y pasaban la mayor parte del tiempo juntas.

A Kysha le gusta ir al gimnasio, correr y bailar zumba”. Le encanta ver novelas, sus favoritas son: “Sin senos no hay paraíso”, “La Usurpadora” y “Teresa”, recordó su hermana.

Conoció el amor

Esta mujer transgénero encontró el amor en la escuela, mientras estudiaba el bachillerato en el Colegio Sandino ll, de Diriamba. A los 18 años conoció a Eddy Gertrudis González Padilla, su pareja sentimental desde entonces.

• Personajes que estuvieron presos en El Chipote

“En la familia ya sabíamos que mi hermana tenía otras preferencias sexuales, pero al inicio no queríamos que anduviera con su pareja, porque mi hermana desde muy pequeña ha sido trabajadora y siempre ha tenido su dinero, entonces pensábamos que su pareja la buscó por interés”, manifestó Tania.

Kysha López junto a su pareja Eddy González. Foto: Cortesía / Maje

“Con los años nos dimos cuenta que es una buena persona y es una gran apoyo para ella”, agregó.

A los 19 años Kysha decidió mudarse y formalizar su relación con Eddy. “La primera vez que alquilaron les robaron todo lo que habían comprado, así que se cambiaron de lugar, anduvieron como en cuatro o cinco casas más, luego mi hermana compró un terreno y fue cuando construyó su casa”, narró Tania.

• Así fue la "Navidad sin presos políticos" en la época de Somoza

Kysha y Eddy han estado juntos durante 11 años, pero sus vidas cambiaron el 9 de julio, cuando la Policía Nacional entró a su hogar para detenerlos y enviarlos a la Dirección de Auxilio Judicial, conocida como El Chipote.

Intentaron abusar de ella en El Chipote

Ambos permanecieron 15 días en El Chipote, en las celdas de este lugar Kysha vivió discriminación.

“En El Chipote la desnudaban, la ponían en cuclillas, le colocaban una arma en la boca y le decían que la iban a violar; le preguntaban con quién trabajaba, quién era su cómplice. Mi hermana solo decía que estaba en las manos del Señor. Ahí intentaron abusar de ella varias veces, esto me lo dijo mi mamá cuando entró a verla”, relató Tania.

• Suciedades y enfermedades, así viven los presos políticos en las cárceles

Kysha López ha sido una mujer trabajadora desde los 7 años. Foto: Cortesía / Maje

El 18 de julio Tania y su mamá se encontraban en las afueras de El Chipote junto a varias personas que esperaban alguna respuesta sobre sus familiares detenidos. A las 11 de la mañana de ese día dejaron entrar a unos cuantos familiares para llevarles comida; la mamá de Kysha entró y logró ver a su hija quién temía por su seguridad.

Las dificultades de ser transgénero en la cárcel

Después de 15 días, fueron enviados al Sistema Penitenciario La Modelo, en Tipitapa.

Kysha y Eddy estuvieron juntos en la misma celda durante tres meses, hasta que uno de los reos atentó contra Kysha por homofobia, fue entonces cuando Eddy decidió defenderla y fueron separados, a él lo enviaron a una cárcel de castigo.

• Las cartas de los compatriotas nicaragüenses

Tania comentó que su hermana ha sido cambiada de celda muchas veces, pues ha tenido problemas con el mismo reo. En una de las ocasiones “ella se vio obligada a defenderse con un palo de escoba, entonces la volvieron a cambiar de módulo”.

La familia de Kysha tiene permitido verla cada 21 días y enviarle comida los días martes, las visitas son de tres horas, pero en ocasiones solo logran verla una o media hora.

A Kysha López la amenazaron con violarla. Foto: Cortesía / Maje

En una de las últimas visitas, Tania le llevó algunos blúmeres y brasieres, pero la policía no permitió el ingreso de estas prendas pues argumentaron que en el Sistema Penitenciario“solo hay hombres”.

Kysha le contó a su hermana que la golpean, desnudan y le tocan sus partes. También manifestó que ella debería estar en la cárcel La Esperanza, puesto que es mujer no un hombre, sin embargo la policía no autoriza el cambio.

Los acusan de financiar los tranques

Kysha y Eddy son acusados de financiar a las personas que estaban en los tranques, de la quema de una estación policial y de saquear la alcaldía de Diriamba.

• UCA dedica una galería de fotos de las protestas

Tania y su familia sospechan que alguien del barrio los denunció por “maldad o por envidia”, puesto que su hermana es prestamista y varias personas del barrio le deben dinero.

Es prestamista y un salón de belleza, a eso se dedica Kysha López. Foto: Cortesía / Maje

“Cuando la policía entró lo primero que hicieron fue irse directo donde tenían el dinero, a ella le incautaron C$52,692 y US$36,706. Nosotros tenemos como demostrar de dónde sacó ese dinero, ella tiene ahorros de años, es prestamista y el banco le hacía préstamos”, explicó Tania.

Mientras Tania y su mamá se encontraban en El Chipote, los vecinos les llamaban para decirle que la policía se quedaba en la casa de Kysha. “A mí no me consta porque nunca los miré, eso sí, el 9 de agosto me entregaron su casa y todo estaba destruido”, dijo Tania.

• 20 formas de protesta cívica

Kysha recién había construido un salón de belleza dentro de su hogar, pero varios de los cosméticos no estaban, tampoco los electrodomésticos y algunas prendas de oro y plata.

El 9 de noviembre Kysha cumplió 4 meses de estar detenida; su familia se siente muy triste y desesperada porque no pasarán junto a ella el 24 y 31 de diciembre, pues la policía solo autorizó una visita para el próximo mes, será el día 6.

El sueño de Kysha es convertirse en una gran abogada, estaba estudiando inglés y llevaba cuarto año de la carrera de Derecho en la Universidad Paulo Freire.

• #UnmajeEditaMaje | Navidad 2018: separados por la crisis

Su hermana Tania ha dejado los estudios y el trabajo para velar por ella. Viaja constantemente a Managua para algunas reuniones del juicio.

Según datos del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, Cenidh, hay tres presas políticas transgénero, Victoria Obando originaria de Bluefields, Joustina (de ella se sabe poco) y Kysha Cristelia.

Notas Relacionadas

Adriana Paniagua: “Soy Nicaragua, soy azul y blanco, soy Masaya, soy paz”

Miss Nicaragua 2018, Adriana Paniagua llevó una paloma blanca que representa la paz en la Competencia de Trajes Nacionales de Miss Universo.

De top 16 a top 20, Adriana Paniagua más cerca de la corona de Miss Universo

Miss Universo expandió el tan deseado top 16 a top 20. Más candidatas estarán más cerca de la corona ¿logrará clasificar Adriana Paniagua?